Montblanc… historia, leyenda y visita

En general, cuando hablamos de pueblos medievales de Catalunya, nos viene a la cabeza, de manera inexorable los conocidos pueblos de Besalú, Pals o Rupit… aunque también os invitamos a descubrir Montsonís, con su castillo lleno de historia.

Sin embargo, como sabéis en LivingTrack, nos gusta explorar más allá de lo clásico y descubriros rincones con encanto especial para haceros disfrutar de nuestro patrimonio arquitectónico o cultural.

iglesia de santa maria la mayor

En este caso os vamos a hablar de un pueblo, también muy conocido, cada vez más, gracias a la representación que hacen año tras año sobre la leyenda de Sant Jordi.

Os hablamos de Montblanc, un pequeño y exquisito pueblo amurallado, capital de la comarca de la Conca de Barberà, del que os vamos a descubrir unas cuantas cosas:

  • Curiosidades muy interesantes sobre Montblanc.
  • Historia e importancia de este enclave medieval.
  • Que visitar en Montblanc.
  • Un par de leyendas importantes de Montblanc.

desde los exteriores de la muralla de montblanc


Curiosidades de la Villa de Montblanc

  • Montblanc, no siempre se ha llamado por el nombre que actualmente conocemos, ha tenido otros dos nombres, cuando en 1080 se empezó a poblar un pueblo ubicado en la confluencia de los ríos Anguera y Francolí, actual ubicación, se le llamó, Duesaigües, pero con el paso del tiempo… cuando en 1155… se convirtió en villa real, paso de llamarse Vila-Salva. Y ya en 1163 se trasladó al lugar donde se ubica actualmente y pasó a llamarse Montblanc.
  • Este nombre, lejos de hacer referencia a una montaña nevada o a una montaña calcárea… se refiere a un “monte virgen de vegetación” en referencia a la pequeña montaña de arcilla del Pla de Santa Bàrbara.

 

panoramica aerea del pla de santa barbara

Vista aérea del Plan de Santa Bàrbara (imagen: turismo tarragona)

 

  • Como iremos viendo a continuación Montblanc, ha tenido un peso específico muy alto en la sociedad medieval catalana, tanto es así, que tiene escudo propio, echo que comparte con ciudades mucho más grandes, en la actualidad como Lleida, Barcelona, Huesca y Cervera. Esto es debido a que en el Tratado de Oloron de 1287, se permitiera que cinco villas del reino pudieran crear sellos propios.
  • No existen datos demográficos anteriores, pero entre 1365 y 1380, Montblanc llegó a ser la séptima ciudad más grande de Catalunya, por detrás solo de las cuatro capitales, Puigcerdà y Tortosa.
  • Otro síntoma, que nos permite decir que Montblanc fue un enclave militar y social muy importante durante la edad media es el echo de que en la villa se celebraran cuatro veces las Corts Generals de Catalunya… en 1307, en 1333, en 1370 y en 1414, pero además en septiembre de 1410 la Iglesia de Sant Miquel acogió el Parlament General de Catalunya. Reunión que no pudo ser terminada por culpa de la peste, que ocasionó muy poca afluencia y se pospuso a Barcelona y después a Tortosa.
  • ceramica expuesta de la leyenda de sant jordiGracias a Joan Amades, quien recogió la tradición según la cual Sant Jordi mató al dragón en las puertas de la muralla de Montblanc, desde 1987 la leyenda de esta festividad se desplaza, cada vez con más fuerza, a este pueblo y cada año preparan actos y representaciones ambientadas en la leyenda y en el mundo medieval.
  • De la misma manera, el pleno del ayuntamiento celebra anualmente un pleno al estilo medieval, así… todos los concejales se visten para la ocasión con los vestidos tradicionales gramalla llevando un espadín, que era el símbolo de la autoridad municipal.
  • Por último, ¿sabíais que Montblanc tiene himno propio? Pues sí, pero paradójicamente no es algo que venga de la edad media, como casi todos los privilegios que os estamos descubriendo, tiene himno propio desde el 10 de septiembre del 2000, obra de un compositor local llamado Josep Mª Amoròs i Bayer.

Historia de la villa de Montblanc

Vista exterior de la muralla de montblancComo os explicábamos, aunque anterior a 1163 hay datos de la existencia del asentamiento, Montblanc como tal se puede datar a partir de esta fecha.

Fueron muchos los habitantes que fueron llegando a esta población y en poco tiempo creció convirtiéndose en un lugar importante, muestra de ello es el kilómetro y medio de murallas que aún se conserva, con 34 torres… aunque sólo queden en pie 17.

Esta muralla, al alma del pueblo, fue construida en el S. XIV por orden del Rey Pere III ya que en aquella época este mantenía contienda contra el Rey Pedro el Cruel, de Castilla.

Hoy en día de las cuatro entradas que tenía la muralla solo quedan la mitad, la Porta de Bori y la de Sant Jordi, en referencia a la leyenda. Otro elemento que destaca de la parte conservada es el Baluarte de Santa Ana.puerta de sant jordi en la muralla de montblanc

El municipio de Montblanc llegó a tener 6.628 habitantes en 1860, en un periodo en que la viña daba alas a la economía local, hay que contar que a día de hoy Montblanc tiene unos 6.300 habitantes, para demostrar la importancia que tuvo este pueblo en épocas antiguas.

La visita de Montblanc

Es un pueblo que despierta gran interés por encontrarse rodeado de una muralla medieval. Está es posiblemente, el conjunto militar medieval mejor conservado de Catalunya, cabe destacar que, desde el 26 de septiembre de 1947, Montblanc fue declarado Conjunto Monumental y Artístico.

visita de la muralla de montblancLa visita a sus murallas es ineludible si queréis llevaros un recuerdo bien plasmado de lo que es Montblanc, aparte de lo que esta visita “guiada” aporta: la posibilidad de subir a la torre de Sant Jordi y el paseo hasta la siguiente torre, disfrutar de las vistas sobre la muralla y la villa, así como de la panorámica de extramuros y trasladaros con la imaginación en el tiempo a la época en que los soldados defendían la ciudad con flechas, aceites hirviendo, piedras y cualquier arma que pudiera ser arrojada desde lo alto de las murallas.

Evidentemente, Montblanc posee mucho atractivo arquitectónico murallas adentro, así os destacamos algunas:

  • La Iglesia de Santa María la Mayor, conocida también como la Catedral de la Montaña, de estilo gótico, que empezó a construirse en 1352, pero que no se pudo terminar a causa de la Peste y a causa de lo dañada que quedó después de la Guerra dels Segadors. Su fachada fue reconstruida en estilo barroco durante el SXVII

Clicad las imágenes para ampliarlas

  • El Palacio Real de Montblanc construido entre los S. XIII y XIV. De estilo gótico, fue durante la edad media la residencia del Rey de Aragón cuando venía a sus quehaceres a Montblanc. Las múltiples reformas que sufrió el palacio le restan el esplendor que tenía. Actualmente es propiedad privada y no está permitida la visita.
  • El Hospital de la Santa Magdalena, con su iglesia del S XIV en el interior.

patio claustro del antiguo hospital de montblanc

  • El Barrio Judio de Montblanc, pequeño, pero se puede apreciar si paseamos por la parte más antigua de la villa y la calle principal la identificaremos por un pequeño arco medieval que lo cruza. El barrio disponía de sinagoga y cementerio, aunque no queda ni rastro de ello. También, se cree que existían unos baños que debían estar situados en la plaza de los Judios. Entre los siglos XIII y XV, el pequeño barrio judío de Montblanc vivían unas 80 familias, cuando fueron expulsadas se desplazaron a Mallorca. Detalle de una arcada en en la calle del call judio de montblanc
  • Una de las mejores cosas que podéis hacer en Montblanc es, pasear, llenaros de historia, de rincones, recorrer las calles, las plazas, las zonas porticadas. La Plaça Major tenía, en la antigüedad vida propia, allí se celebraban ferias y mercados… era como en casi todos los pueblos, el centro de la vida social, incluso en la actualidad es el lugar donde se celebra la Fiesta Mayor y la Semana Medieval (Sant Jordi) disfrutad relajados de las terrazas y del trasiego de la gente.
  • En esta Plaza está, la casa de la Vila… el ayuntamiento, con sus Porches de Cal Malet. En la planta baja encontramos las medidas de grano oficiales que se utilizaron entre los años 1705 y 1905, así, se puede ver una cuartera de piedra, (que era la unidad de medida de la Corona de Aragón) un recipiente de unos 70 litros de capacidad. O los dos cuartanes de piedra, que equivalían a unos 3,4 kg. También os podéis deleitar con el Casal dels Desclergue y Casa Castanyà, casas antiguas que os trasladarán, con un poco de imaginación, a la época de la edad media.

Clicad en las imágenes para ampliar

Cerca de Montblanc, incluso en las fechas en las que hay más concurrencia, como es el caso de la semana medieval celebrando el Sant Jordi, podéis encontrar calma y silencio en la cercana ermita de Sant Joan de la Muntanya, un lugar especial con un mirador que hará las delicias de los amantes de los espacios abiertos y los lugares tranquilos.

Y para ser más completos deberíamos ofreceros la posibilidad de hacer la Ruta del Cister, pero eso será en otro post.

Leyendas vinculadas al pueblo de Montblanc

Además de la famosa leyenda de Sant jordi, el caballero que vence al dragón por el amor de la Princesa, Montblanc esconde otras leyendas interesantes, una de ellas tiene que ver con el Santuario de la Virgen de la Serra.

La llegada de la Virgen de la Serra a Montblanc

fachada del convento de la mare de deu de la serraSegún cuenta la leyenda, hacia el año 1296 la princesa griega Irene Láscaris, en su peregrinaje hacia Zaragoza pasó por el pueblo de Montblanc.

Portaba la imagen de una Virgen y cuando su carruaje pasaba cerca de una colina cercana, los caballos dejaron de tirar… Se quedaron quietos, lo cual se interpretó como una señal divina. Creyeron que la imagen que la Princesa llevaba quería quedarse en el lugar, de manera que Irene, solicitó al Rey Jaume II permiso para construir en el lugar una capilla. Desde entonces las monjas veneran esta imagen, llamada la Virgen de la Serra. El pueblo la convirtió en patrona de la villa y se le ofrece una gran devoción.

La Virgen, es una talla gótica de alabastro policromada, data del S. XIII, es seguramente de origen italiano, aunque no está comprobado.

Un ilustre bandido
Otra leyenda interesante que se explica en la villa es la referente al bandido Joan Serra.

Parece ser que cerca del pueblo hay una fuente y una cueva escondida por la vegetación y de difícil acceso en la que se dice, que se escondía un temible bandolero de la época, el llamado Joan Serra, pero conocido como Joan Pera.

Imagen del bandido que vivia escondido en las afueras de montblancEsta cueva parece ser que es un auténtico laberinto con varias salidas, pasillos y salas difíciles de encontrar sino se conoce bien. El bandolero Joan Pera, estuvo muchos años utilizándola como refugio y escondite, hasta que el Somatén localizó el escondite y fue a arrestarlo. Sin embargo, el bandolero con la ventaja de conocer el terreno consiguió burlar a las fuerzas del orden.

Corren rumores de que no hace muchos años se han encontrado dos pistolas escondidas en el lugar… ficción o realidad, la leyenda está ahí.


Si os gusta este artículo, compartidlo en vuestras redes sociales o en vuestro blog, nos ayudáis a darnos a conocer y a divulgar curiosidades e información.Gracias.

Bibliografia y fotos:

Blog Planeta Dunia

Wikipedia

www.Montblancmedieval.org

www.Montblanc.cat

Libro: Leyendas de la Conca de Barberà de Rosa Mª Canela

Imágenes no propias

Anuncios